miércoles, 14 de septiembre de 2011

El Alamín

Hay muchas leyendas sobre este pueblo, yo me limito a contar lo que yo vi.
Hacía tiempo que sabíamos de su existencia pero lo fuimos dejando hasta el pasado sábado que fuimos,  aparcamos nuestro coche fuera y empezamos a ver casa por casa, todas eran iguales menos una que era mayor que las demás parece que esa pertenecía al médico  del pueblo.








Las tierras pertenecían al marqués de Comillas y su producción era el tabaco y algodón. El marqués mando construir el poblado en 1956 para que sus trabajadores no tuvieran que desplazarse.





Hace ocho años dividió su parcela en tres y las vendió.





Las 40 casas pertenecen hoy a una empresa llamada Residencial Rural El Alamín.
En sus buenos tiempos más de 150 personas vivían en El Alamín; este era un pueblo como otro cualquiera con su escuela, su bar y su Iglesia. Al ir marchando la gente por el poco rendimiento de las tierras empezaron las especulaciones y las leyendas que si había dos familias enfrentadas que si un pastor murió junto con todo el rebaño, en fin cuentos que muchos de los que allí vivieron niegan.
Yo lo único que puedo contar, es que el mayor susto que me lleve fue que la de la guardia civil se presentó y me recomendó quitara el coche de la entrada a la finca ya que era peligroso para la circulación, me pidieron que lo metiera dentro, les dije que yo no sabía conducir que si eran tan amables de hacerlo ellos y así lo hicieron,  por suerte tenía las llaves del coche .





Ellos me comentaron que gente venida de fuera solían  hacer psicofonías, rituales satánicos y organizar torneos de  airsoft.





Se  despidieron y nosotros seguimos con los ojos puestos en cualquier detalle,  intentando sacar buenas fotos, después como siempre hago me senté en uno de los bancos de una casa y me imagine como fue El Alamín y que fue de sus gentes.





Como veis es un pueblo que cierro con llave y quién sabe, algún día volverá a ser un nuevo pueblo.





 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...